“Doméstico” de Príncipe Idiota

elprincipeidiota-domestico

PRÍNCIPE IDIOTA
Doméstico
Fuego Amigo Discos

Siempre pensé que los últimos días de diciembre y los primeros de enero son como un paisaje desolado, tierra de nadie, un límite en el que pesan las horas -que no pasan- y el tedio -que tampoco pasa-.

Hace pocas semanas, ese limbo fronterizo me envolvió en una calurosa melancolía veraniega, una nostalgia de nada en particular que se transformó en imágenes de un paisaje costeño árido y vacío -tal vez no geográfico, pero simbólico-. La transformación se dio gracias a la música de Doméstico, primer EP de Príncipe Idiota, proyecto alterno de Hugo Mariano (líder de la banda argentina Mi Amigo Invencible).

Las imágenes recurrentes eran básicamente dos. La primera: John Wayne, actor e ícono estadounidense del western, cabalgando sólo en el desierto, como lo hemos visto en muchas de sus colaboraciones con John Ford. La segunda: yo misma, a caballo, siendo Wayne, en un plano subjetivo y escuchando desde mis audífonos los 6 temas del EP; he aquí el quiebre espacio-temporal que genera Doméstico.

En cada una de las canciones percibo una encantadora urgencia; versos y música salen a borbotones en una espiral de arena, con emotivos y poderosos cambios de ritmo que suenan a western, sí, pero también salpican psicodelia y bases new wave.

La primera historia es la del “Héroe de madrugada”, hablando como estábamos de (anti) héroes -y de la identificación- solitarios al amanecer y desenmascarados en su cotidianidad más cruda: “Con la mano, masticó, los fideos fríos. Vestido se acostó. Masturbose antes de dormir. Y en segundos se olvidó, de la noche entera”. El héroe huye y la melodía hacia el final, sumamente bien ejecutada, también se desvanece.

Aquella melodía vuelve con fuerza y a ritmo de cabalgata -una constante en el EP- para dar inicio a “Dramón en la tele”. El punteo desértico de guitarra y una batería precisa son la antesala para este segundo vendaval de cotidianidad e introspección que deja más desnudo al héroe. El Príncipe Doméstico habla de Iñarritú y pocas veces hubo una referencia tan precisa y coyuntural sobre personajes fragmentados (ver Birdman). La interioridad del sujeto heroico ha quedado totalmente expuesta como su caparazón y parece pudrirse en el tedio. Una de las mayores virtudes del disco es esa capacidad de evocar, de no decir, pero hacer sentir y entender perfectamente el vacío que siguió al dramón.

“Campos de fuerza” es un brevísimo mantra de 4 palabras. Al inicio, parece una súplica, una plegaría, pero crece como una tormenta hasta convertirse en una afirmación poderosamente conmovedora.

“Aluminio” es la nostalgia veraniega de un héroe fracasado que ha perdido muchas cosas, pero no la poesía. “No quiero cantar sobre el mar, si vivo en el desierto” es de las frases más ingeniosas y sinceras que escuché nunca. En pleno verano, cuando todos disfrutan en la playa, este héroe se atreve a acomodarse en su árida flojera con desparpajo y no poco placer.

Siete minutos de duración tiene “Las casas entre sí”, tema de gran frescura adolescente, libre en la experimentación y ejecutada con maestría. No es una típica canción pop nostálgica sobre los amigos, el barrio, las travesuras; sino un compilado de escenas entrañables y hogareñas (¡domésticas!): “Solíamos divertirnos. Con piedras bajando vidrios”. Cuando la narración termina, la música aparece para llenarlo todo, va abriendo paisajes inmensos (como la memoria), intensos y solitarios, pero cálidos; y crece hasta convertirse en el perfecto soundtrack de un western espacial, sibilante y marciano. Todo a la vez: vaqueros y Aliens.

Esa atmósfera extraterrestre se mantiene para la última canción del EP, “Muchas cuchetas”. A ritmo de veloz galope, una vez más, el Príncipe Idiota se aleja con un microrrelato al estilo Monterroso.

Sigue siendo verano, enero, nadie apaga la luz, ni la prende. Ojalá que, cuando despierte, la música del Príncipe Idiota todavía siga ahí. (Elizabeth Aquino)

Pueden escuchar y descargar Doméstico desde este enlace:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s